Las mujeres somos como las manzanas en los arboles.

Permaneciendo alto en el árbol de manzanas
Las mujeres somos como las manzanas en los arboles.
Las mejores manzanas están en la copa del árbol.
Las más inmaduras cuelgan para ser alcanzadas fácilmente.
Los hombres no quieren alcanzar las mejores porque tienen miedo de caer y herirse.
En cambio toman las manzanas podridas que han caído a la tierra
Pero son fáciles de tomar.
Así que las manzanas que están en la copa del árbol
Piensan que hay algo malo con ellas.
Cuando en realidad ellas son GRANDIOSAS.
Simplemente tienen que ser pacientes y esperar al hombre correcto llegue…
Aquel que sea lo suficientemente valiente para trepar hasta la cima del árbol por ellas.
Es cuando ella se debe dejar caer.
Quien nos necesite y quiera, hará todo para alcanzarnos!!!
Con cariño para nuestras amigas las manzanas verdes, amarillas o rojas.
Patricia Uruñuela 


Se ha producido un error en este gadget.