COMUNICACIÓN CÓSMICA

COMUNICACIÓN CÓSMICA

Cuando sientas que la vida te obscurece los caminos,
las estrellas se te apagan y te encierra en laberintos.
Cuando no encuentres amigos, ni escuches cantar al río
al correr entre las piedras de regreso al infinito.
Eleva tu voz al cielo dejando volar tu rezo,
como vuela el pensamiento cuando se inspira en silencio.
Deja perder tu vista en su viaje al universo,
mientras tu Ser descansa en paz esperando el regreso.
Descubrirás respuestas en lugares sorprendentes,
entre pétalos de flores o senderos muy agrestes.
La verás en las sonrisas de los niños al jugar,
en el trinar de los pájaros una tarde al caminar.
En el cielo y en la tierra, en el Sol y en las estrellas,
al final del arcoiris en la alegre primavera.
En el aire, en el mar, en los insectos al volar,
entre hojas, entre nubes, en los seres al amar.
En el aroma del pino, y la frescura matutina,
en la nieve que fecunda la felicidad perdida.
La encontrarás en tu vida en las mañanas de invierno,
cuando levantes tus ojos deseando el calor del cielo.
En recuerdos archivados de momentos olvidados,
cuando nuevos ojos vean los dolores del pasado.
¡Ah, lenguaje misterioso! que no acierto a descifrar.

Soy pregunta y soy respuesta, cuando rezan los demás.
Y así tendrás una comunicación cósmica con el todo, con el 
 o con ella.
 Que siempre están en tu cuerpo, en tu mente y en tu espíritu.

Para Mamá Dulce
Por: Patricia Uruñuela Portilla


Se ha producido un error en este gadget.